jueves, 24 de enero de 2013

Llórame esta noche...


Lloras esta noche
Y no entiendo el porqué de tu lamento,
Esbózame sin comas ni reproches
La brisa y la cueva de tu tormento.

Pues vi caer las hojas de tu árbol
Verde y esplendoroso antaño,
Débil y blanquecino como el sol
Sigues como una herida sin daño.

Vi como el viento se tornó de tormenta
Y como de tus lágrimas nacieron mares,
Huracanes de un corazón que cuenta
Historias de gritos sin andares.

Oigo el susurro de tu lamento
Roto y envejecido por amor,
Me has contado fabulas y cuentos
Más ahora llórame el porqué de tu dolor.

Llórame esta noche pero mañana renace en tu alegría
Vístete de ilusiones que hagan florecer tú alma perdida,
Más no hay flor que no nazca bajo la luz del día
Y no hay día en que el sol no salga tras su blanca prometida.

No malquieras las huellas de la locura
Pues ella es joven, inquieta y ansiosa,
Tan hermosa como una andadura
Hacia el desierto buscando una rosa.

Son cosas de niños
Como una brisa que en tu piel se posa,
A la deriva de un beso, eterno cariño
Rozando tu alma cual mariposa.

Y no olvides tu nombre
Ni el porqué de tu andadura,
Porque entonces el dolor se esconde
Y no recordarás que el tiempo todo lo cura.

Llórame esta noche…
Mañana será viento…

No hay comentarios: