martes, 13 de marzo de 2012

Eres tú mi aire


Caminaba por la orilla de una playa desierta
Y dando tumbos fui a parar al mar
Sin rumbo a mi mente le costaba estar despierta
Y deslizaba los pies entre las olas del pesar.

Tanto tiempo acaricié las arenas de la melancolía
Ellas que atrapaban mis pies como anzuelos en la mar
Me impedían ver la luz, lo que la vida me escondía
Parecía que jamás volvería a respirar.

Pero apareció una luz, un soplo de amor
Que en forma de mil besos mi piel acarició
Un rayo de sol, un cuerpo cuyo calor
En forma de abrazos mi alma abrazó.

No supe explicar que tenía ante mi mirada
No entendía que decía, pero era constante
Mil rayos de luz, miles de lunas en la madrugada
Y una voz de mi interior decía: “Eres tú mi aire”.

No hay comentarios: