jueves, 19 de enero de 2012

El amanecer del interior



En ocasiones oigo sueños que gritan en mi interior, 
Queriendo salir y crear verdades, 
En ocasiones sueño y me imagino estando despierto, 
Porque en mi interior rugen con fuerza las ilusiones,
Y en mis adentros surge cada día,
El amanecer que prenda de esperanza mi corazón.

Arrendados tengo mis sueños, 
Pues penden del hilo que la esperanza tejió 
Entre mi pecho y mi cabeza, 
Quizás sea por no estar cuerdo,
O por el simple recuerdo,
De nunca haber encontrado el significado de la certeza,
Y ahora mojo en mis labios color de fresa,
Un trago de esperanzas a mis ilusiones, 
Como un soplo de vida que apaga la vela,
Que queda prendida en el pastel de las lamentaciones.

Y de pasiones forjo mi mente, 
Pues en caliente todo se ve con otros ojos, 
Y pocos serán los momentos,
Donde la fuerza esté ausente en mi camino,
Fabricaré mis propios sueños,
Con las nubes del cielo de los ojos, 
Que se iluminan con el sol de la esperanza,
Brillando en forma de fuego en nuestras pupilas. 
Ya no hace falta pensar,
Pues mi cuerpo se mueve por si mismo hacia al destino,
Se tiñe el cielo de rojo,
Y las lágrimas de la lluvia se deslizarán como el vino entre mis dedos.

Prenderá el fuego de este cuerpo inerte,
Que tienta a la suerte y se escribe su propia historia, 
Pues soy fiel a mi mente y en ella mantengo viva la llama de mis memorias,
Pasarán las horas y el tiempo no encontrará huella en mi coraje,
Vestida como novia en su traje, la ilusión quiere hacer este viaje,
Y junto a ella mi corazón quiere decir basta y hasta aquí hemos llegado.

No existe nada difícil,
Ni imposible es lo soñado,
Pues todos hemos alguna vez imaginado, 
Como serían nuestros sueños hechos verdad,
Y en camisas de fuerzas la razón ata nuestras manos, 
Es por eso que la razón ha de ser pura,
Y si lo requiere estar desnuda,
Para entonces impulsar los sueños de una vida futura, 
No hay historia maldita, escrita con mala letra o simplemente "dura".

Cuando uno al mirar de frente,
Encuentra sus pensamientos,
Sabe que el destino le prepara un nuevo día. 
En los ojos se graba el fuego que crea la vida,
Y que siembra ilusiones en los campos de la esperanza. 
En los ojos se desvela la intención de la mente, 
Pues estos son reflejos del alma. 
Y si eres fiel a tus sueños, 
Tu corazón hallará la calma, 
Pues los ojos son los astros que nos guían en la noche.

No hay comentarios: